Sabrán disculpar la ausencia de post interesantes la semana pasada, pero estuve estudiando mucho para rendir un parcial algo complicado. Desde hace unos años me convertí en un individuo medianamente responsable y a causa de eso cuando tengo compromisos del estilo que les mencioné recién debo posponer mis escrituras(?) digitales por lo menos un tiempo. Lamentablemente son pocos los ratos de ocio con los que cuento para poder abocarme a la escritura de estos post. Espero algún día que alguien mishonario me pague por esto y entonces si, podré escribir a diario sobre toda clase de temas irrelevantes que tanto me gustan. Mientras tanto, seguiré este vicioso placer cuando tenga algún rato libre. Pero basta de excusas y quejas, vayamos a lo importante.

La carta de esta semana es un TANQUE DE GUERRA. Aves del paraíso. No necesita introducción. Un pajarraco de mierda, que por un maná es: una criatura 0/1 que vuela y girándola nos da un maná de cualquier color. CIERREN TODO. Realmente las aves del paraíso son un afano, o una de las mejores criaturas que tiene/tuvo el juego. Ni hace falta hablar del arte, que lo dice todo. En manos de un tipo de grueso calibre como Mark Poole ( Counter Spell, Ancestral Recall y Equilibrium por nombrar algunas) el dibujo de las Aves es incónico. Todos los cambios de las reediciones siguientes no le llegan a los talones.

Recuerdo que en el momento que yo jugaba allá por el año 2000-2002 estos pajarracos eran un commodity. Va, valían un fangote de plata. Para mí que venía de una familia que venía capeando la tormenta como podía y no le sobraba absolutamente nada, conseguir una carta de no sé 40 mangos era algo imposible. En ese momento se usaba mucho juntar cartas de a dos, para de alguna manera “aunar esfuerzos”  y tratar de armar algún mazo digno y competitivo para los torneos. Yo junté con varios.

No tenía muy buen ojo para elegir y siempre terminaba con algún fisura(?).  Año 2002. Me pongo a coleccionar con un pibe del colegio que tenía serios problemas con las drogas que vamos a llamar Señor X para proteger(?) su identidad. Un día con el Sr.X caíamos en la casa de un nuevo compañero de la escuela que resultó luego ser un gran amigo mío, y nos comentó que tenía un lote de cartas que ya no usaba y que estaba por vender. Las revisamos y entre ellas había varias cartas zarpadas, entre ellas un par de Aves de cuarta edición. Nos las prestó por tiempo indeterminado, hasta que vendiese el lote. El lote nunca se vendió y las aves pasaron a ser parte vital de un mazo bastante piola que armamos que era medio verde/rojo, con daño directo y rompe tierras. Bizarro, pero re funcaba.

Hasta que un buen día el Sr. X reventó las cartas para pegar falopa en Isidro Casanova.  Y esa es toda la historia(?). Desde entonces por la dolorosa pérdida les tomé un aprecio especial.

Título: Birds of Paradise

Artista: Mark Poole

Color: Verde

Tipo de carta: Criatura

Expansión: Alpha

Más información…

 Alpha

birds_of_paradise_alpha

Cuarta

birds_of_paradise

Séptima

birds_of_paradise_seventh

M12

birds_of_paradise_m12